Ciudad de México, 23 de noviembre.- Ante el aumento del precio de la canasta básica, bienes y servicios en la primera quincena de noviembre de 0.63 por ciento respecto a la quincena anterior, con lo que la inflación general anual se ubicó en 4.32 por ciento, la Junta de Gobierno del Banco de México, estimó mantener en 11.25 por ciento la tasa de interés líder de 28 días.

El Instituto Nacional de Geografía y Estadística (INEGI), dio a conocer que en la misma quincena, pero de 2022, la inflación quincenal fue de 0.56 por ciento y la anual, de 8.14 por ciento.

A su vez, Banxico consideró en su reunión que para lograr la convergencia ordenada y sostenida de la inflación a la meta de 3 por ciento, “será necesario mantener por cierto tiempo, su tasa clave de referencia en el máximo histórico, ante un panorama que se percibe aún complicado pese a la desinflación”.

El índice de precios subyacente se incrementó 0.20 por ciento a tasa quincenal y 5.31 por ciento a tasa anual. El índice de precios no subyacente presentó un aumento de 1.96 por ciento quincenal y de 1.41 a tasa anual.

Al interior del índice subyacente, a tasa quincenal, los precios de las mercancías crecieron 0.13 % y los de servicios, 0.28 por ciento.

Dentro del índice no subyacente, a tasa quincenal, los precios de los productos agropecuarios subieron 1.03 por ciento y los de energéticos y tarifas autorizadas por el gobierno, 2.77 por ciento. Lo anterior, en mayor medida, por la conclusión del subsidio al programa de tarifas eléctricas de temporada de verano en 11 ciudades del país.

La Junta de Gobierno de Banxico, anticipó que en el primer trimestre del 2024 podría comenzar a analizarse un «ajuste fino» de la tasa. (Redacción MEXICAMPO).