Ciudad de México, 25 de enero.- La Secretaría de Agricultura y Desarrollo Social (Sader), dio a conocer que “trabaja en coordinación con las autoridades competentes para revisar los márgenes de intermediación en la comercialización del limón”, por el alza de precio del cítrico.

Esta labor, indicó, ante las “importantes diferencias en el precio en campo al productor contra el que llega al consumidor”.

​Señaló que históricamente, a partir de enero y hasta abril, los volúmenes de producción decrecen durante el ciclo productivo. Sin embargo, dijo, en esta ocasión este factor de estacionalidad se ha visto impactado por un aumento en la demanda, propiciado por diversos factores.

Explicó que productores de los estados de Colima, Michoacán y Veracruz, que abastecen de limón durante el primer mes del año (140,000 toneladas aproximadamente), han afrontado retos de incremento en costos de producción y agrologística, además de que han resentido efectos por contingencias climatológicas.

De acuerdo con los precios mensuales de comercialización en los puntos de venta al mayoreo, habitualmente durante el periodo interanual noviembre-abril acontecen incrementos, aunque, de acuerdo con lo que se paga al productor en regiones como Martínez de la Torre, Veracruz, y otras, éstos resultan desproporcionados contra el aumento de los costos de producción.

Con el objetivo de incrementar la producción y competitividad, la Sader, a través del Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (Inifap), capacita a productores de pequeña escala en temas como abono orgánico y técnicas de mejoramiento de cultivos de cítricos.

México prevé haber logrado mayor producción de limón en 2021, la cual podría totalizar 2,964.621 toneladas, 4.0 por ciento más en comparación con el año previo, cuando sumó 2,851.427 toneladas, resaltó la dependencia.

Con base en el reporte de avance de siembras y cosechas, se estima que en Michoacán, el volumen aumente de 798,252 toneladas a 800,313 toneladas; en Veracruz, de 788,555 a 808,601 toneladas; Oaxaca, 281,559 a 306,027 toneladas; Colima, 274,486 a 299,505 toneladas, y Tamaulipas, de 116,853 a 142,025 toneladas.

Ante este panorama, la dependencia federal aseguró la estabilidad en la producción y abasto del cítrico.

Comentó que la presencia de frentes fríos al inicio del año propició atrasos en el corte del fruto, principalmente en Veracruz, que aunado a la racionalización de los cortes por parte de los productores, también ha impactado en el precio.

Sin embargo, Agricultura advirtió que esto no es proporcional a los aumentos de precios al consumidor que se han visto recientemente.

Detalló que es más pronunciado el aumento en los precios de referencia en el primer trimestre, lo cual está en convergencia por el comportamiento estacional de la cosecha, que es de menor cuantía en comparación con el resto del año, pero se debe revisar el factor intermediarismo para asegurar que el consumidor no se vea afectado injustificadamente y evitar también incumplimientos de contratos que afecten el comercio exterior.

La dependencia federal advirtió que ante las importantes diferencias en el precio en campo al productor contra el que llega al consumidor, trabaja en coordinación con las autoridades competentes para revisar los márgenes de intermediación en la comercialización del cítrico.

En 2020, Veracruz fue el principal estado productor, con 27.3 por ciento del total nacional (809,000 toneladas), seguido por Michoacán con 27 por ciento (800,000 toneladas); Oaxaca, 10.3 por ciento (306,000 toneladas); Colima, 10.1 por ciento (300,000 toneladas); Tamaulipas, 4.8 por ciento (142,000 toneladas) y Jalisco, 3.6 por ciento (107,000 toneladas). En conjunto, estos estados aportan 83 por ciento de la producción del país.

De acuerdo a Agricultura, investigadores del Campo Experimental Ixtacuaco del Inifap impartieron capacitación a grupo de productores Ecodanimar (modelo asociativo de agricultora orgánica) de limón de diferentes municipios de Veracruz, que les permitirán mejorar su producción y comercialización.

En esta zona también se respaldará la reproducción de yemas de cítricos para abastecer los injertos para los viveros certificados con el protocolo del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (Senasica) y continuará la asistencia técnica del Inifap. (Redacción MEXICAMPO).