• Reportan autoridades del país sudamericano nuevos focos de esta enfermedad en el Departamento de Cundinamarca.

Ciudad de México, 14 de julio de 2017.- Luego de que la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE) retirara a Colombia el estatus de zona libre de fiebre aftosa con vacunación, el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA) determinó suspender el comercio de productos lácteos procesados originarios y procedentes de ese país.

El organismo decidió tomar estas medidas de acuerdo con las regulaciones nacionales e internacionales, orientadas a proteger al patrimonio agroalimentario de plagas y enfermedades exóticas (que no existen en el territorio nacional) que pudieran poner en riesgo la producción de alimentos en México.

Lo anterior, después de que las autoridades de sanidad animal de Colombia notificaron a la OIE dos nuevos focos de fiebre aftosa, ahora en el Departamento de Cundinamarca, donde se ubican seis plantas procesadoras de lácteos que estaban autorizadas para exportar sus productos a nuestro país, a pesar de que durante 2016 y 2017 no comercializaron este tipo de insumos a México.

La medida adoptada es la suspensión de las importaciones de leche y productos lácteos, mediante la cancelación de la Hoja de Requisitos Zoosanitarios y el retiro de la autorización a las plantas exportadoras, lo que implica el cierre a estas mercancías procedentes de Colombia.

Esta restricción se suma a la ordenada por el SENASICA el pasado 25 de junio, cuando suspendió la importación de pieles crudas y tratadas de bovino, búfalo y caprino, animales susceptibles a contraer la enfermedad.

Asimismo, instruyó al personal de las Oficinas de Inspección de Sanidad Agropecuaria (OISA) en puertos, aeropuertos y fronteras intensificar la inspección de equipajes y embarques comerciales, así como de pasajeros procedentes de Colombia con el fin de evitar la entrada de insumos de origen animal que pudieran significar un riesgo sanitario para la ganadería mexicana.