Home » Medio ambiente » cambio climático » México líder en reducción de gases de efecto invernadero

México líder en reducción de gases de efecto invernadero

Irene Licona Ocaña

Con la instrumentación de políticas e incentivos encaminados contrarrestar los resultados negativos que provocan la agricultura, ganadería y deforestación al medio ambiente, México se consolida a nivel internacional en la reducción de emisión de gases de efecto invernadero y desarrollo sustentable.

Prueba de ello es que ante la deforestación que desde hace décadas se venía registrando en diversas regiones del país, principalmente en sureste, 86 comunidades rurales de Campeche, Chiapas, Chihuahua, Michoacán, Oaxaca, Quintana Roo y Yucatán, participan en proyectos de conservación y sostenibilidad en el campo, desarrollando habilidades y capacidades hacia una producción sustentable, como parte de las acciones que desde hace un sexenio ha venido instrumentando la Alianza México REDD+.

Lo anterior se puso de manifiesto durante el foro “Desarrollo Rural Sostenible: lecciones aprendidas y siguientes pasos de REDD+ en México”, donde Isabel Studer, directora de The Nature Conservancy (TNC) para México y Norte de Centroamérica, refirió que “durante muchos años en México se llevaron a cabo actividades y prácticas agropecuarias que terminaron por deforestar y degradar los bosques y las selvas; lo que derivó en un aumento en las emisiones de carbono a la atmósfera, además de la pérdida de capital natural que ofrece muchos otros beneficios, como los productos maderables, la agroforestería, el ecoturismo, así como la biodiversidad y la riqueza cultural que de ella se deriva.

“Con la pérdida de bosques y selvas, México pierde recursos necesarios para capturar carbono, que hoy ya son una oportunidad para atraer financiamiento internacional orientado a la conservación de nuestros ecosistemas”, aseveró.

La directiva argumentó que gracias a la participación activa de diferentes instancias gubernamentales a todos los niveles, como la Comisión Nacional Forestal (Conafor) –de  la cual destacó su liderazgo- fue posible materializar la constitución del sistema REDD+ en México.

A través de esta instancia –de la cual forma parte TNC- se han sentado las bases del diseño y puesta en marcha de la Estrategia Nacional REDD+; la cual fue sometida a una consulta en la que participaron más de 26 mil personas.

REDD+ se encuentra listo para presentar resultados, y por tanto es susceptible a recibir recursos internacionales, enfatizó.

Studer destacó que uno de los proyectos insignia del trabajo de Alianza México REDD+ es el Acuerdo de Sustentabilidad para la Península de Yucatán (ASPY); un esfuerzo entre los estados de Campeche, Quintana Roo y Yucatán que funge como marco de cooperación para proteger el segundo bosque tropical más importante del continente americano y que contribuye directamente a mitigar los gases de efecto invernadero causantes del cambio climático.

ASPY favorece oportunidades para la cooperación y colaboración entre los gobiernos estatales, los sectores empresarial y académico, en seguimiento de los compromisos internacionales de México con las metas nacionales de desarrollo sustentable, ante CDB, INDC y el acuerdo de París COP21. De esta iniciativa, se conformó la Comisión Regional del Cambio Climático, la cual ha trabajado principalmente en tres proyectos a nivel regional: estrategia de adaptación, fondo del cambio climático y la estrategia REDD+.

Durante el Foro la Alianza México REDD+ –conformada por The Nature Conservancy (TNC), Rainforest Alliance, Espacios Naturales y Desarrollo Sustentable (ENDESU) y Woods Hole Research Center- presentó resultados luego de 6 años de trabajo en acciones encaminadas a la construcción del mecanismo de REDD+ en México.  Tales acciones han beneficiado de manera directa a más de 1,500 personas y alrededor de 3,800 han sido capacitadas a través de más de 500 cursos o talleres.

En México más de 70 por ciento de las tierras cultivables  son ejidos, las cuales se encuentran asociadas con bosques y otros ecosistemas; por lo que más de 133 mil   han sido impactadas por mecanismos de planeación y gestión.

Por último la directiva subrayó que los resultados presentados por la Alianza México REDD+ también abren una oportunidad para la continuidad y ampliación de proyectos similares, al ofrecer mecanismos con base científica orientados a actividades económicas primordiales como la agricultura y la ganadería en balance con la conservación de la naturaleza; dos ámbitos compatibles en un escenario de desarrollo con prosperidad según los objetivos de Desarrollo de las Naciones Unidas.

REDD+ es definido por la Convención Marco de las Naciones Unidas, como un enfoque de políticas e incentivos favorables para lograr la reducción de las emisiones por deforestación y degradación forestal en los países en desarrollo, así como el papel de la conservación, la gestión sustentable de los bosques y el aumento de las reservas de carbono.

 

 

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

*

*

Ir a la barra de herramientas