El diputado Julio Saldaña Morán demandó a la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación (Sagarpa) honrar su compromiso de apoyar a la brevedad y con hechos a los cafeticultores del país, ya que al momento sólo ha propiciado su aniquilamiento con plagas de roya corrupción, desvío de apoyos, contrabando y favoritismo a transnacionales.

En este sexenio –dijo- todos esos factores han mermado las cosechas a una tercera parte, han colocado a medio millón de familias al borde de la sobrevivencia y han hundido al país al décimo tercer lugar en producción del grano, cuando apenas hace algunos años ocupaba el quinto y estaba en camino de conquistar un mejor puesto.

“Ahora el panorama es totalmente diferente”, reclamó en la segunda reunión de la Comisión Especial del Café de la Cámara de Diputados ante representantes de Sagarpa; organizaciones de cafeticultores de Chiapas, Puebla y Veracruz, y especialistas de organismos internacionales, como Gloria Abraham y Xinia Chávez Quiroz, del Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura.

Ante todos ellos reclamó el incumplimiento del gobierno hacia los productores y confió en que esta vez, a dos años de concluir la presente administración federal, el gobierno cumpla la palabra empeñada e instrumente medidas efectivas que se traduzcan en repunte de siembra y cosecha del grano, así como en mayores ingresos para los cafeticultores y mejor calidad de vida para sus familias.PLAGA

Para que ello se logre -puntualizó- deben tomarse en cuenta las opiniones de productores, en general, pero sobre todo las de los pequeños productores, quienes son los más afectados por plagas, corrupción, contrabando y falta de apoyos, como lo muestra el que una gran cantidad de ellos está marginada de los padrones de beneficiarios de programas gubernamentales.

La producción nacional -insistió- requiere que realmente se le apoye. En varias regiones cafeticultoras del país, como las de Veracruz, el gobierno ha priorizado la entrega de apoyos a empresas transnacionales, a las que además se permite depredar impunemente el medio ambiente.

Por ejemplo, en Coatepec, Coca Cola y Nestlé contaminan el agua sin que autoridades ambientales, tanto estatales como federales, hagan algo para impedirlo o sancionarlo, mientras en tiendas como las de la cadena Oxxo se desplaza de anaqueles las marcas nacionales de café para colocar en su lugar las de transnacionales, las que pueden ofrecer precios bajos precisamente por la serie de apoyos y canonjías que reciben del gobierno.

Así, con recursos de los mexicanos se apoya a las transnacionales de otros países aunque su producto sea de mala calidad, al tiempo que a los productores nacionales y sus familias se les deja en desventaja.

A la luz de estas consideraciones, Julio Saldaña Morán propuso que, para darle seguimiento al cumplimiento de los compromisos asumidos en esta ocasión por representantes de la Sagarpa en esta reunión de la Comisión Especial, a las siguientes asista José Eduardo Calzada Rovirosa, titular de la dependencia, para que exponga cuáles avances hay.