19 junio, 2024

Sigue elevado consumo de refrescos y chatarra en escuelas

El consumo de refrescos y comida chatarra en las escuelas de México, sigue registrando niveles preocupantes para la salud y el bienestar infantil, revelan los resultados obtenidos de la plataforma: Mi Escuela Saludable.

En conferencia de prensa  Alejandro Calvillo de El Poder del Consumidor (EPC) y Juan Martín Pérez, director de la Red por los Derechos de la Infancia en México (REDIM), al presentar los resultados de la plataforma, precisaron que de las escuelas de las escuelas públicas y privadas monitoreadas en la República Mexicana, el  consumo de refrescos alcanzó un 72 por ciento; mientras que el de comida chatarra el 93 por ciento.

Subrayaron que los resultados, sin duda, dejan ver que los Comités de Establecimientos de Consumo Escolar, encargados de regular la oferta de alimentos y bebidas en las escuelas, no están funcionando de acuerdo a los lineamientos y atribuciones esenciales para la adecuada aplicación de esta medida.

chatarra

A un año del lanzamiento de Mi Escuela Saludable,  recibieron más de mil reportes provenientes de 845 escuelas públicas y privadas, los cuales indicaron el alto consumo de refrescos el 72 por ciento, la venta de comida chatarra el 93 por ciento y el 73 por ciento de estas, que aún no cuenta con la oferta suficiente de fruta ni verdura.

Otro problema que favorece estas cifras, dijeron, es el hecho de que en un  45% de los casos, aunque las escuelas cuentan con bebederos, éstos no se encuentran funcionando. Entre otra de las preocupaciones manifestadas por la comunidad escolar, son cooperativas escolares, las cuales funcionan como negocio, que beneficia a unas pocas personas en detrimento de la salud de alumnas y alumnos.

Dentro de las demandas de la población está visitar las escuelas y sancionar a los responsables de la venta de la comida chatarra.

Al respecto, Pérez García—también integrante de la Alianza por la Salud Alimentaria—, declaró: “Uno de los graves retos a los que nos enfrentamos como país es la epidemia de sobrepeso, obesidad, la cual deriva en enfermedades crónico degenerativas, cada vez son más frecuentes  la niñez y la adolescencia. Se considera que uno de cada tres niños mexicanos, nacidos a partir del 2010 desarrollará diabetes a lo largo de su vida. El cumplimiento de la regulación de alimento y bebidas en las escuelas propiciará un entorno saludable dentro de las escuelas, que contribuirá a garantizar el derecho a la salud y a la alimentación de niñas, niños y adolescentes”.

bebederos

Al respecto, Alejandro Calvillo mencionó que “es sustancial que las autoridades educativas establezcan una estrategia para dar seguimiento y vigilancia de la regulación dentro de las escuelas. En dicha estrategia, se debe exhortar a los Consejos Escolares de Participación Social a que conformen el Comité de Establecimientos de Consumo Escolar como se establece en la normatividad correspondiente”.

Las acciones de vigilancia dentro de las escuelas deben ser fortalecidas con capacitación y sensibilización. Actualmente no hay material actualizado disponible para capacitar a la población sobre la regulación. “Una acción urgente es sensibilizar a todos los actores involucrados, desde los directores de escuela, maestros, los vendedores de alimentos y bebidas, hasta los propios niños, niñas y adolescentes y sus madres y padres. Esto es necesario para que el sistema de oferta y demanda tenga buenos resultados. Por ello, invitamos a la Secretaría de Salud y de Educación a generar una campaña de sensibilización y educación dirigida a toda la comunidad escolar” expresó Fiorella Espinosa, investigadora en salud alimentaria y coordinadora de la plataforma Mi Escuela Saludable en el Poder del Consumidor.comida-chatarra-5

 

Estas demandas se encuentran sustentadas en los Lineamientos publicados en el Diario Oficial de la Federación, en el Capítulo tercero del Capítulo Tercero, Título IV Atribuciones en donde de manera conjunta se atribuye a las autoridades educativas y sanitarias: II. Brindar información, asesoría y capacitación en materia de orientación alimentaria a los miembros del Comité de Establecimientos de Consumo Escolar, proveedores, aspirantes a proveedores y padres de familia o tutores, así como IV. Evaluar y dar seguimiento a las actividades de preparación, expendio y distribución de alimentos y bebidas para identificar el grado de cumplimiento de los criterios técnicos sobre la alimentación correcta (…).

A finales del año 2015, las organizaciones se reunieron con autoridades de salud y educación con el objetivo de presentar los resultados del ciclo escolar 2014-2015 que abarcó el periodo 30 abril a 5 de agosto 2015. Como parte de los acuerdos, la plataforma Mi Escuela Saludable mostrará una nueva sección para compartir experiencias de buenas prácticas dentro de las escuelas que puedan ser escalables a otras escuelas. Esta nueva sección “Escuelas saludables” contiene además información que busca orientar a la población respecto a una alimentación saludable en las escuelas y cómo lograrlo a través de diversas propuestas de lunch saludables, tanto preparados en casa como ofertados en la escuela.

Al cierre del presente ciclo escolar se entregará el reporte correspondiente a las autoridades que incluirá la lista con las más de 600 escuelas reportadas a lo largo de la República Mexicana en dicho periodo.

About The Author