El gobierno federal detectó 19 mil 74 niñas, niños y adolescentes que transitan en nuestro país, de los cuales más de nueve mil viajan solos, expuestos a bandas criminales, informa  Rafael Hernández Soriano

El diputado Xavier Nava Palacios señala que en el paquete económico se dará preferencia al presupuesto para la niñez. Además, en la agenda legislativa del GPPRD se propondrá una ley marco sobre trata y tráfico de personas

El gobierno federal detectó 19 mil 74 niñas, niños y adolescentes que transitan por nuestro país, de los cuales más de nueve mil viajan solos, expuestos a bandas criminales que los utilizan para tráfico sexual y que son sometidos a otros tratos crueles, denunció el secretario de la Comisión de los Derechos de la Niñez, Rafael Hernández Soriano.

En el mismo sentido, el diputado Xavier Nava Palacios señaló que es de suma importancia dotar de recursos suficientes a las 32 procuradurías estatales dedicadas a la protección de la niñez del país: “Estos es lo que vamos a empezar hacer, a partir de la llegada  del paquete presupuestal a principios de septiembre”, dijo. Además, detalló, en la agenda del GPPRD se propondrá una ley marco sobre trata y el tráfico de personas.

El legislador Hernández Soriano dio a conocer que de acuerdo a cifras del Instituto Nacional de Migración se han devuelto a Centroamérica 18 mil 570 niñas, niños y adolescentes, de los cuales nueve mil 268 son no acompañados. “Si comparamos con los números de 2013 –dijo- ya  rebasamos ambas cifras en los primeros seis meses; las del años 2014 también y estamos  muy cerca de rebasar las cifras del 2015”.

Luego de explicar que estos pequeños  huyen de su país por situaciones de pobreza y violencia, el diputado federal advirtió que hasta el 10 de agosto de este año no había ningún protocolo específico sobre lo que hace el DIF con los infantes. Sin embargo, únicamente detectada a los pequeños, los resguardaba y los canalizaba a alguna institución privada, porque las casas de asistencia de esta institución son insuficientes para su debida atención, “y muchas veces terminan en historias lamentables, como las conocidas de Mamá Rosa y Casitas del Sur”.

Otro problema –comentó— son los “niños invisibles”, es decir, los casos que el Estado mexicano no ha rastreado. Pero de acuerdo a la Patrulla Fronteriza de los Estados Unidos, en el primer semestre de 2015, detectó 56 mil niños niñas, niños y adolescentes provenientes de países como Guatemala, Honduras, El Salvador y México.

Insistió en que este tema ya ha sido denunciado e, incluso, se propuso una reforma a la Ley General de los Derechos de la Niñez, en la que se  le solicitó al gobierno federal que haya un protocolo de atención. Esta fue aprobada el 28 de abril de este año; sin embargo, no lo ha ratificado la Cámara de Senadores, denunció.

En este sentido, hizo un llamado al Senado y a las bancadas de los diferentes partidos políticos,  aprovechando que en estos momentos llevan a cabo sus reuniones plenarias. Urgió que se aprueben los protocolos de atención a la niñez. “Que no se olviden de la niñez en sus respectivas agendas, que lo consideren”.

Recordó que al instalarse la Segunda Sesión del Sistema Nacional de Protección de  Niñas, Niños y Adolescentes, en la residencia oficial de Los Pinos, “tuvimos la posibilidad de preguntarle al presidente Enrique Peña Nieto ¿cómo venía la propuesta de presupuesto sobre Niñez? Y la noticia mala es que respondió: ‘Diputado, estamos en mala situación en el país y va a haber recortes, no solamente en salud y educación, sino en varias áreas importantes’”.

Sin embargo, Hernández Soriano dijo que el jefe del Ejecutivo se comprometió a que haya presupuesto para el Sistema Nacional de Protección a la Niñez: “Doy el beneficio de la duda a esa respuesta, pero vamos a esperar el 8 de septiembre, día en que llegará el presupuesto”.

En su momento, el diputado Nava Palacios indicó que lo que se discutió en el Parlamento Latinoamericano, donde recientemente participó, fue una ley marco sobre la trata de personas. “Es un tema estrechamente vinculado al tráfico y  trata de personas”, aseveró.

Finalmente, hizo un llamado a las autoridades y a los legisladores: “Tenemos que ser responsables. Las semillas de nuestra nación y de los otros países de Centroamérica, están corriendo riesgos enormes al llevar este  tránsito de un lugar a otro y no tener las menores condiciones de seguridad. Ojalá tengamos la capacidad  de asignar recursos para darle salida a un problema tan grave y que afecta a lo más importante de nuestra sociedad, la niñez”.