Ciudad de México, 18 de enero.- Para realizar procesos participativos de fortalecimiento a empresas de economía social y solidaria en los estados de Campeche, Chiapas, Tabasco, Quintana Roo y Yucatán, concluyó el curso de formación “Chacáh Soluciones-TerritorialESS”.

Dicha formación se dio en el marco del convenio de colaboración entre el Instituto Nacional de la Economía Social (INAES), el Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur-Tren Maya) y el Instituto Interamericano de Cooperación para la Agricultura (IICA).

Técnicos de diversas instituciones como Fonatur, INAES, CONANP, los Nodos Territoriales de IMJUVE y los Nodos de Impulso a la Economía Social y Solidaria (NODESS), abordaron temas como economía social y desarrollo territorial sustentable,

Con los conocimientos adquiridos los técnicos serán capaces de apoyar emprendimientos en el territorio y generar nuevas rutas para mejorar a empresas de economía social, así como sus vinculaciones con el mercado, sus cadenas de valor y las potencialidades de los proyectos. Aprovechando así las nuevas oportunidades que traerá el Tren Maya para las Pymes del sureste.

A través de 24 sesiones, que se realizaron se septiembre a enero, se dio acompañamiento a 47 empresas y cerca de 325 socios con los que se trabajó en campo y en aula virtual por más de 53 horas en la aplicación de modelos de negocio y estrategias específicas para la vocación productiva de la zona donde se trabajó.

En el acto de cierre, el titular del INAES, Juan Manuel Martínez Louvier, celebró la conclusión de este proceso donde se generaron herramientas técnicas y metodológicas para que las personas sean los protagonistas de los ejercicios económicos y colectivos en los territorios para generar verdadero desarrollo desde las comunidades.

Destacó que el trabajo interinstitucional ha permitido que se lleve a cabo el proyecto “del cual apenas es la primera etapa, y hoy estamos celebrando que tenemos algo analógicamente poderoso al tema del tren. Siendo un ejercicio de inclusión dotando de prácticas empresariales a las comunidades impactadas haciendo que lo que les corresponde se multiplique y se retenga en el territorio”.

Por su parte, Gabriel Arellano Aguilar, subdirector de Vinculación Social de Fonatur-Tren maya, resaltó la importancia de tener ese tipo de iniciativas en la zona de injerencia del Tren, ya que se trata de una obra no solo de infraestructura sino un proyecto integral que busca la unificación de las dinámicas entre las personas, los territorios y las actividades económicas y sociales que se generan a partir de la obra.

“El Tren Maya no es solo un sistema de transporte. Es la oportunidad de detonar el desarrollo socioeconómico en una región históricamente marginalizada. Qué mejor que hacerlo a través del impulso a las empresas sociales, con un enfoque que privilegie a los pequeños productores locales”, comentó.

Finalmente, el representante del IICA en México, Diego Montenegro Ernst, recalcó que es solo el inicio de todo un conjunto de actividades que van a fortalecer los lazos entre varias instituciones. “El impulso a los nodos de desarrollo territorial y el enfoque de economía social, son eje central de la iniciativa, de lo que serán las bases de la construcción y el acompañamiento del proyecto de desarrollo social y territorial”.

Se espera generar nuevas capacitaciones en diversos temas de relevancia para las comunidades donde ya se tienen los primeros avances e incluso ampliar las capacitaciones realizadas para que abarquen diferentes territorios de la península. (Redacción MEXICAMPO).