25 junio, 2024

Desarrollan expertos del Inifap y Colpos cultivos intercalados

Ciudad de México, 4 de febrero.- Expertos del Instituto Nacional de Investigaciones Forestales, Agrícolas y Pecuarias (Inifap), y del Colegio de Postgraduados (Colpos), han desarrollado la eficacia del sistema de cultivos intercalados, para aumentar la producción de baja escala.

El llamado Sistema Milpa Intercalado con Árboles Frutales (MIAF), es una técnica agroforestal de cultivo, constituido por tres especies, el árbol frutal (epicultivo), el maíz (mesocultivo) y frijol u otra especie comestible, de preferencia leguminosa (sotocultivo), que se mantienen en intensa interacción agronómica, para optimar el uso de la tierra en el espacio y en el tiempo.

El Sistema Milpa Intercalada con Árboles Frutales (MIAF) ha intensificado su desarrollo en nuestro país a lo largo de 17 años de investigación, a través de instancias como el Colpos, donde sus investigadores han trabajado desde el 2003 para esta tecnología en beneficio de los pequeños productores.

Esta técnica es aplicada en terrenos con pendientes, de cuya inclinación depende la distancia de plantación entre cada árbol frutal y milpa.

La pendiente con inclinación de hasta el 20 por ciento de los árboles se deben plantar cada 14.4 metros y la milpa en una distancia de 2 metros.

Para pendientes con inclinación mayor al 20 por ciento los árboles se plantan cada 10.5 metros.

Un elemento importante para considerar en el sistema, es el filtro de escurrimientos, colocado en la base de cada una de las hileras de frutales, para disminuir la velocidad de los escurrimientos y favorecer la sedimentación de las partículas de suelo en suspensión para formar paulatinamente una terraza.

¿Se sabe cuántos árboles por hectárea se ocupan para desarrollar Milpa Intercalada con Árboles Frutales (MIAF)?

Los objetivos de esta tecnología son: aumentar el ingreso y empleo de las y los productores; proteger el suelo contra la erosión hídrica; fomentar la interacción entre los cultivos del sistema para mejor uso de los recursos naturales; e incrementar la captura de carbono para mitigar el cambio climático.

Los frutales que se adaptan al sistema MIAF, para condiciones templadas: el durazno, tejocote y manzano; en condiciones tropicales y subtropicales son ideales el guayabo, aguacate, limón persa, mango y chicozapote.

Dicho sistema es potenciador para la seguridad alimentaria en las pequeñas unidades de producción, por lo que adoptar esta tecnología, forma parte de los objetivos del gobierno federal. (Redacción MEXICAMPO).

About The Author