Leche en Polvo

La caída internacional del precio de la leche, preocupa de manera significativa a los productores mexicanos, quienes están sometidos a una fuerte presión, aseguró Salvador Álvarez Moran Presidente del Gremio de Productores Lecheros de la República Mexicana y tesorero de la CNOG.

Calificó de gris el panorama para los productores lecheros debido a  los precios internacionales de la leche en polvo, pues dijo, que ello significa que puede haber leche rehidratada en México a $2.72/L aproximadamente, tomando en cuenta el tipo de cambio actual.

Agregó que en los próximos meses la producción de leche nacional, particularmente la de los pequeños y medianos productores, va a verse sometida a una fuerte presión por el incremento en la oferta de leche durante la temporada de lluvias y por los bajos precios internacionales, ya que algunas empresas podrían estar interesadas en importar leche en polvo más barata.

El presidente del Gremio Lechero consideró que para superar la situación, que actualmente impone el mercado internacional, además de la solidaridad a la industria nacional, se requieren políticas públicas que permitan a los productores permanecer en la actividad y mantener la oferta de leche, que en estos momentos llega al 70% de la demanda en el país.

Salvador Álvarez Morán- Leche

El pasado 15 de julio, comentó, se llevó a cabo la subasta de leche en polvo y de otros productos lácteos, que organiza la empresa Global Dairy Trade (GDT) y donde participan compañías y organizaciones lecheras del mundo ofertando al mercado y clientes sus productos, tales como leche en polvo entera (LPE) y descremada (LDP).

De acuerdo con los resultados de GDT se registró una caída en el índice de precios de menos 10.7%, es decir casi todos los productos ofertados, con excepción de la lactosa, fueron adquiridos a precios menores con respecto a la subasta anterior, precisó.

En dicha subasta los productos que más se vieron afectados fueron: queso Cheddar con meno 13.9%, ubicándose el precio en US$2,613/Ton, la Leche en Polvo Entera, con una baja del 13.1% y un precio de US$1,848/Ton y la Leche Descremanda, también con una caída de 10.1%, quedando el precio a US$1,702/Ton.

Con esta caída en el precio de la LDP, ya se tienen un acumulado negativo del 65% (-US$3,146), tomando en cuenta que en diciembre de 2013 el precio de la tonelada de llegó a estar a US$4,848 y actualmente es de US$1,702/Ton.

Con base en esta información del GDT y los pronósticos de algunos experto que ponen el piso del precio de la LDP en US$1,500/Ton. Álvarez Moran advirtió que  de concretarse estas predicciones, el efecto sería  devastador para los productores de leche, pues no podrían competir con esos precios.

Por ello, reiteró que la postura de los productores nacionales de leche es irse con cautela con relación a la inclusión de la leche en las negociaciones del Acuerdo Transpacífico (TPP).