Otawa, Canadá a 30 de junio del 2016.- El TPP representa el último clavo en el ataúd de los agricultores mexicanos, dado que consolidaría la pérdida completa de la soberanía alimentaria, expresó Víctor Suárez Carrera,  director ejecutivo de la Asociación Nacional de Empresas Comercializadoras de Productores del Campo (ANEC) durante una visita a Otawa, Canadá.

Suárez Carrera quien junto con otros grupos representantes de la sociedad civil, de esas tres naciones, colocaron un Caballo de Troya inflable de más de 10 metros de altura en la Colina del Parlamento, dijo que esta imagen simboliza el engaño que representa para la población y los trabajadores de los países miembros el Acuerdo de Asociación Asía Pacífico, mejor conocido como (TPP).

La protesta que se dio en el marco de la vista de los presidentes de Estados Unidos, Barack Obama y de México Enrique Peña Nieto al primer ministro canadiense, Justin Trudeau en Otawa, fue para exigir que no ratifiquen el TPP, porque representa un Caballo de Troya para las protecciones sociales y medioambientales. los derechos laborales y a la salud, entre otras.

Víctor Súarez, ex diputado mexicano y representante de Mejor sin TPP y Arthur Stamoulis, de la  Citizen Trade Campaign (La Campaña Ciudadana para el Comercio Justo), así como grupos canadienses y quebequenses recordaron a los jefes de estado los efectos devastadores del TCLAN para los trabajadores.TPP

“Más de dos décadas del TCLAN,  han demostrado a las y los trabajadores de Canadá, México y los Estados Unidos lo pueden esperar de los acuerdos comerciales que anteponen los beneficios empresariales a las necesidades humanas: empleos perdidos, salarios más bajos, familias desplazadas y ataques a las protecciones sociales y medioambientales democráticamente promulgadas” dijo Stamoulis.

Agregó que el El TPP, es el TCLAN con esteroides y aceleraría el daño que ya ha provocado a las economías de estas tres naciones.

“Antes del TCLAN, México era un país en vías del desarrollo, pero ahora es un país en vías del subdesarrollo porque el 75 por ciento de personas en las áreas rurales  y el 85 por ciento de la población indígena viven en condiciones de pobreza extrema”, enfatizó Suárez Carrera.

El TPP ha desatado controversia en Canadá, México y los Estados Unidos y es un importante tema en las elecciones estadounidenses. Se espera que  este pacto  que consagra los derechos corporativos será sometido a la votación del saliente Congreso de los Estados Unidos en noviembre, cuando solo le queda pocos meses de su mandato.

Pierre-Yves Serinet, vocero del RDIC  consideró que: “EL TPP tiene que ver con todo menos el comercio, porque no hay aranceles en el 97% de los mercados del TPP. Este tratado, negociado en secreto, es un Caballo de Troya cuyo propósito es entregar poderes inaceptables a las empresas grandes en detrimento del interés publico”.

TPP

Larry Brown, el co-presidente de La Red para Justicia Comercial (TJN) expresó que “EL TPP es una bofetada a la democracia y un obstáculo a lo que quiere el pueblo, a saber, medidas firmes para revertir el cambio climático y una sociedad más equitativa donde el ser humano vale más que el dinero.

En tono irónico refiriéndose a los tres presidente del América del Norte, manifestó que “Los Tres Amigos no pueden hacer caso omiso a esta realidad. El TPP es simplemente otra constitución empresarial internacional, deseada por las corporaciones, útil a las transnacionales pero destructiva para el pueblo, el medioambiente y a la democracia”.

Finalmente, Raúl Burbano de Fronteras Comunes expresó que el  “El TPP, como otro acuerdos de comercio e inversión liderados por las transnacionales, es parte del marco general neo-liberal  que pretende transferir el poder de los gobiernos al sector empresarial por medio de la desregulación, la privatización y la eliminación de los servicios públicos y la promoción de un estado mínimo”.