San Felipe, Baja California, 28 de marzo.- Tripulantes de la embarcación “Sharpie”, perteneciente a la ONG “SEA SHEPHERD”, luego de recuperar redes y artes de pesca prohibidas, utilizadas en el polígono de protección de la vaquita marina, fueron agredidos por pescadores del lugar, los que luego de la acción se dieron a la fuga con rumbo al puerto de este municipio.

Ante los acontecimientos en el marco del «Programa Integral para la Atención del Alto Golfo de California», la Secretaría de Marina Armada de México (Semar), desplegó una Patrulla Interceptora y a personal de Infantería de Marina en el campo pesquero número uno de San Felipe.

Ya en tierra los rivereños remolcaron la lancha con que agredieron a los ambientalistas e intentaron huir. El personal naval trató de asegurar el vehículo con la embarcación y detener a los presuntos infractores, sin embargo, el vehículo naval terrestre fue impactado por otra unidad, a fin de distraer y permitir que escapara el transporte que remolcaba la embarcación.

Desde ese momento y mientras transcurrieron los acontecimientos no llegaron elementos policiacos locales y estatales, para apasiguar  a los pescadores que se dieron a la tarea posteriormente, de prender fuego a embarcaciones ancladas en el muelle de la Semar, además de que acudieron a las oficinas de la Profepa, para sacar embarcaciones que estaban decomisadas con anterioridad, dentro del programa de protección a la vaquita marina.

De acuerdo a grupos ambientalistas participantes en las labores de protección de la totoaba y la vaquita marina, es inminente su extinción, toda vez que los rivereños están coludidos con las autoridades federales y locales, para la explotación ilegal de las  especies marinas del Alto del Golfo de California.

La Semar, a través de un comunicado, precisó que los presuntos infractores de la ley, además opusieron resistencia y se presentaron forcejeos con el personal naval, con el infortunado resultado de un disparo accidental de arma de fuego, que provocó heridas a una persona, lo que ocasionó una concentración mayor de lugareños que agredieron a los elementos navales, los que se retiraron para evitar una confrontación.

Tras los sucesos, el grupo de personas se concentró en las inmediaciones de las instalaciones navales, para manifestar de manera violenta, arrojó objetos y bombas molotov, lo que ocasionó daños a diversos inmuebles de la Semar, así como la quema de un vehículo y dos embarcaciones menores. De igual forma, se cuenta con información de que en la manifestación resultaron lesionadas otras personas.

Por lo ocurrido, se dio vista a la autoridad competente, quien efectuará las investigaciones correspondientes, a fin de deslindar responsabilidades, apegada en todo momento a derecho.

La dependencia federal, refirió que colaborará con las autoridades encargadas de impartir justicia en el país, con la convicción de que en ninguna circunstancia, la institución justifica conductas contrarias a la Ley y a los Derechos Humanos, por lo que en caso de acreditarse, serán sancionadas por las instancias correspondientes según su gravedad. (Redacción MEXICAMPO).