Oaxaca, Oax., 6 de diciembre.- La XI Feria Estatal de Agrobiodiversidad, fue marco para promover el intercambio y mejoramiento de semillas nativas entre agricultores y sensibilizar a la opinión pública y a los tomadores de decisiones sobre la importancia de la conservación de la riqueza genética de Oaxaca.

En el evento se llevaron a cano exposiciones de la agrobiodiversidad a través de semillas, frutos, mazorcas de maíz criollo, frijoles, semillas de calabaza, amaranto, camotes, guajes, quelites, plantas medicinales entre otros productos derivados de la cosecha del maíz nativo, además de concursos, danzas y música tradicional.

Oaxaca es esde los centros de origen y domesticación de especies agrícolas: calabaza, chile, maíz y frijol. Ocupa el primer lugar en biodiversidad a nivel nacional, 35 de las 64 razas de maíz existentes en México pertenecen a Oaxaca.

Las comunidades oaxaqueñas han preservado el mayor patrimonio que tienen los mexicanos: la semilla del maíz. Cuando en otros países han apostado a los organismos genéticamente modificados, los habitantes de las comunidades de Oaxaca, han sabido resistir y defender este grano que representa su origen.

“Llevamos 11 años con este encuentro y a lo que nos comprometemos es a reconocer el valor de Oaxaca en lo que aporta a México y al mundo. Este año se duplicó la cantidad de recursos en las áreas destinadas voluntariamente a la conservación en la entidad.

En XI edición de la Feria, participaron agricultores de las ocho regiones del estado y sus familias, así como expositores de Jalisco, Sinaloa y Chiapas. (Redacción MEXICAMPO).