Toluca, Estado de México. La Comisión Ejecutiva Bovinos Leche (CEBL) propuso que LICONSA adquiera a los productores nacionales los mil 100 millones de litros que utiliza para sus programas sociales, a un precio justo; con esta decisión se apoyaría a este sector a salir adelante y evitar que se sigan descapitalizando, toda vez que no se espera que repunten los precios internacionales sino hasta el segundo semestre del 2016.

Así lo dio a conocer el Vocal de la Comisión Ejecutiva Bovinos Leche, MVZ Salvador Álvarez Morán, al participar en la LI Reunión Nacional de  Investigación Pecuaria, “Innovación Sustentable para el sector Pecuario”, evento científico, considerado el más importantes en su tipo en México y celebrado anualmente desde 1963.

El también Presidente del Gremio de Productores Lecheros de la República Mexicana y Tesorero de la Confederación Nacional de Organizaciones Ganaderas (CNOG), reconoció que se ha avanzado en el sector, ya que con el apoyo de los integrantes de la Comisión de Ganadería de la LXIII Legislatura de la Cámara de Diputados, en especial de su Presidente, Dip. Oswaldo Cházaro Montalvo, también líder de la CNOG, se logró que para el año 2016, LICONSA mantenga las mismas compras de leche que viene haciendo a los productores y que al cierre de este año sumarán 860 millones de litros.

LICONSA contará con un presupuesto global de 3 mil 455 millones de pesos para la compra de leche fresca y de leche en polvo para sus programas sociales, con un incremento de 500 millones de pesos con respecto a lo ejercido al cierre de este 2015, cuando su presupuesto fue de 2 mil 995 millones de pesos.

En este evento participó también el Dr. Sergio Soltero Gardea, Secretario Técnico de la CEBL y Director General del Consejo para el Fomento de la Calidad de la Leche y sus Derivados (COFOCALEC), con la ponencia “Estrategias para Atender la Problemática de la Leche en México”.

Hizo la reflexión de lo difícil que es para la cadena de la leche en el país, en términos de competitividad, cuando el 96% de las unidades de producción tiene menos de 100 vacas; el 88% de las empresas que procesan lácteos tienen menos de 5 empleados; 96% de los puntos de venta son los considerados “changarros” y más de la mitad de los hogares reciben menos de 5 salarios mínimos. Destacó que para lograr el incremento en el consumo de lácteos en México, era fundamental mejorar la capacidad de compra de los consumidores.

Señaló que actualmente se trabaja en un Programa para el Fortalecimiento de la Cadena de la Leche que incluya, entre otros temas, el desarrollo de pequeños productores y procesadores de lácteos; el fortalecimiento de las compras de leche por LICONSA; mecanismos de administración de riesgos y promoción al consumo de leche y sus productos.

Finalmente dijo que también se propone la modificación de la Ley de Impuesto Sobre la Renta para promover la organización de los productores en torno a las cooperativas; fortalecer la actividad de normalización y sobre todo la vigilancia del mercado de la leche y sus productos; blindar al sector de productos lácteos en materia fiscal; así como buscar la apertura de mercados para la exportación de productos lácteos mexicanos.